Videojuegos a la ultima, que camino escoger?

Como cada X años, la tecnología de los PC’s da un paso mas adelante, y junto a ellos, los videojuegos, que cada vez utilizan técnicas mas complejas para acercarnos a esa realidad alternativa dentro de nuestra habitación.

Como siempre ha sido así, pero mas esta generación que nunca, si quieres estar a la ultima tienes varias opciones.

1- Comprarte una PS3 y disfrutar de su escaso catalogo hasta que aparezcan juegos rompedores tras hipotecarte.

2- Comprarte una Xbox 360 y disfrutarla los meses que te dure antes de ver las maravillosas luces rojas y mandarla al SAT, para, tras otro mes, volverla a disfrutar y los X meses volverla a mandar… [inserte bucle infinito aquí] a menos que te compres la versión que lanzaran en un tiempo.

3- Comprarte una Wii y prescindir del gimnasio y de tu vida solitaria.

4- Actualizar tu viejo y asqueroso PC.

Por mi parte tengo una Wii en el comedor que solo utilizan mis padres, sentido común suficiente como para no comprarme una PS3, y temor y precaución necesarias para no aventurarme (por el momento) con una 360 así que he tomado la decisión de todos los años, poner al día mi PC.

A principios de este año ya jubile mi viejo PIV a 3Ghz, el pobre estaba hecho trizas y alcanzaba temperaturas de 110º antes de apagarse (no es broma, aun guardo la foto por algún lado). Decidí dar unos cuantos pasos adelante, pasarme a los 64 bits y a los nucleos dobles con un precioso AMD 64 X2 4200+ (2.21Ghz) con 2Gb RAM DDR2.
Como fue montado a piezas y el presupuesto ya no daba para mucho mas, me tuve que conformar con una Geforce 7300 de 256Mb, la cual no es mala, pero no da la talla en los tiempos que estamos.

Pasados los meses, fue el momento de dar ese paso que me faltaba, comprarme una Targeta Gráfica que dará la talla hoy, y me asegurara almenos disfrutar dos años más de los juegos mas actuales.

Sin duda alguna la elección tenia que ser una maravillosa Nvidia Geforce 8800 GTS con 320Mb GDDR3.

Al tratar de poner esta preciosidad en mi flamante PC descubrí que cometí un grabe error cuando lo escogí. La fuente de alimentación no estaba preparada para el futuro.

Esta 8800 requiere una fuente de alimentación de mínimo 430W, me parece que me faltan como 100 para alcanzarlos, eso sin mencionar que mi actual fuente no dispone de conector de alimentación SLI, por lo que habría sido imposible de todos modos.

Así que aquí estoy, esperando este jueves tener una nueva fuente de alimentación y por fin, tras estos años, disfrutar a tiempo real los videojuegos, en lugar de jugarlos cuando se han quedado obsoletos.

Y vosotros, ¿que camino escogéis?


4 comentarios

  • Jak dice:

    Todos menos el de la Wii xDD.

    En serio hace tiempo que me compre la X360, no sin dejar de pensar que en un futuro más o menos lejano también caerá la PS3. Sobre el PC lo actualice también hace muy poco, sobre todo porque el anterior me daba problemas, y ya puestos a actualizar me pille una buena maquina con posibilidades de ampliar la gráfica para cuando llegue Crysis.

  • Den dice:

    Vamos, encajas en el perfil de Gamer empedernido, siempre a la ultima y disfrutando de lo que el cuerpo le pide en el instante =)

    Yo también estoy esperando a Crysis como agua de mayo, sobretodo después de asegurarme que lo podre jugar “como dios manda” 😀

    Un saludo Jak!

  • Turi dice:

    Pues yo soy de los que me conformo con una consola y poco más. Con eso y un amigo con el que poder jugar tengo más que suficiente 🙂 (jugar sólo no me gusta demasiado).

    Un saludo a [email protected]

  • Anonymous dice:

    he he den me gusta tu blog…

    Yo te aconsejo lo siguiente: hazte mayor como yo y entonces dejaras de jugara esos juegos que necesitan tanta potencia grafica… lei tu review de la sombra del coloso o algo asi… me gusto… has jugado alguna vez a Fallout? y Baldur’s gate? Heart of winter? Son buenos juegos vale te debe gustar el rol, pero tambien descubrir un mundo vasto… y te irian de fabula incluso en un portatil de nada…

    Pivaax

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.